Basauri

Aritz López Garai: “Basauri siempre ha tenido grandes equipos en diferentes deportes y eso me llena de orgullo”

El basauritarra se ha estrenado este año como entrenador en el Reus / Aritz López Garai

Criado en el barrio de Urbi, el basauritarra Aritz López Garai (1980) se ha estrenado esta temporada como entrenador del equipo de fútbol de Reus. Antes, pasó por el Indartsu, el Athletic juvenil, el Baskonia y el Gernika. Después, estuvo en el Conquense, el Salamanca, el Castellón, el Celta de Vigo, el Sporting de Gijón y el Córdoba, “donde conseguí el sueño de ascender y poder jugar en Primera”. También ha jugado en el extranjero (en Bucaret y en Chipre) y tras jugar en el Reus durante un año, en el que consiguieron ascender a Segunda, esta temporada se ha estrenado como entrenador en el equipo catalán. “La temporada ha sido genial, hemos conseguido mantenernos en Segunda, que era nuestro objetivo”, señala. Hace apenas una semanas, fue intervenido para repararle una válvula del corazón, una operación “que ha sido todo un éxito”.

Acabas de pasar por un momento delicado de salud. ¿Cómo te encuentras ahora? Me encuentro genial, era una anomalía que tenia de nacimiento que con el tiempo ha ido a más y era momento de ponerle solución mediante una operación de reparación de la válvula y todo ha sido un éxito.

Has jugado en numerosos equipos y esta temporada te has estrenado como entrenador del Reus. ¿Cómo ha sido la experiencia desde el otro lado de la barrera? Totalmente diferente a la de jugador. Cuando eres jugador te limitas a entrenar y estar lo mejor posible de cara a poder ser alineado por el entrenador, en cambio como entrenador tienes que pensar en 25 jugadores y aparte organizar y trabajar codo a codo con todo tu cuerpo técnico. Es mucho mas duro y con mucho volumen de trabajo. Y más difícil, porque tienes que gestionar a mucha gente y tener a todo el mundo de tu lado y convencerles de lo que les propones y llevarlo a cabo.

¿Echas de menos estar en el fútbol como jugador? La verdad es que nada en absoluto y eso que era uno de mis mayores temores lo reconozco. Al final el día a día transcurre tan rápido que casi no me ha dado tiempo en darme ni cuenta.

El equipo catalán mostró todo su apoyó a Aritz por su reciente intervención en el corazón / Aritz López Garai

Hace ya años que te fuiste de Basauri para seguir tu trayectoria profesional. ¿Te costó mucho tomar la decisión? Me fui hace tanto tiempo que casi ni recuerdo cuándo me marché… Me fui a Cuenca con 21 años y aún 16 años después sigo estando fuera de Basauri. Lo cierto es que no me costó mucho tomar la decisión de irme. Tenía claro que si quería intentar ser futbolista, mi futuro pasaba por salir fuera de Euskadi, porque allí por diferentes circunstancias no tenía opciones de progresar.

Viviste y te criaste en Urbi. ¿Qué es lo que más recuerdas de tu infancia y adolescencia? Recuerdo sobre todo los veranos, que era cuando aprovechábamos los amigos del barrio para pasar todo el dia jugando al fútbol de sol a sol. Es donde siempre regreso porque mis aitas viven alli. Precisamente, lo que más añoro desde la distancia es a mi familia: mis aitas, mis hermanas, mis sobrinos… Y a mucha gente cercana a la que no veo tanto como me gustaría.

¿Cada cuánto vuelves a Basauri? El verano y la Navidad son innegociables para volver a casa. Durante el año es muy complicado porque el futbol no entiende de fines de semana ni de puentes. Mis aitas cuando pueden vienen a verme y eso hace que todo se lleve mejor. Ahora tengo una vivienda familiar en Larrabetzu pero Basauri siempre será mi punto de partida.

¿Sigues el deporte basauritarra? Lo sigo todo por redes y me mantengo informado por mis aitas y amigos. Basauri siempre ha sido un pueblo que a nivel deportivo a tenido grandes equipos y en diferentes deportes, lo cual, como basauritarra, me llena de orgullo. También sigo la actualidad general y creo que Basauri ha cambiado respecto a cuando me fuí. Creo que lo más destacable ha sido la llegada del metro al pueblo.

Arriba