Basauri

Gabriel Rodrigo (PP): “Mi reto es conseguir el apantallamiento acústico de El Kalero y San Miguel”

Gabriel Rodrigo estaría dispuesto a repetir como candidato del PP en Basauri / Bidebieta

Gabriel Rodrigo (Bilbao, 1975), el concejal popular en el Ayuntamiento de Basauri, afronta el último tramo de la legislatura con un deseo: conseguir el apantallamiento acústico para amortiguar el sonido del tren en El Kalero y San Miguel. Además, incide en las mejoras urbanísticas que según el PP necesita Basauri. Respecto a su continuidad como candidato, está “a disposición del partido, como siempre, pero me encantaría repetir”, subraya.

Una de las cuestiones que consideráis prioritarias es el Plan General de Ordenación Urbana (PGOU), al que habéis presentado numerosas alegaciones: En plena fase de avance, hemos presentado un total de 29 de alegaciones al plan provisional, referidas a temas como el plan de calidad del paisaje urbano, puesto que Basauri es un pueblo con poco espacio y es necesario tratar de forma integral su urbanismo para hacer más amable todo el entorno. El objetivo es que se eviten las zonas degradadas, se rehabiliten fachadas y se consigan espacios más diáfanos. En ese mismo sentido, y gracias también a una propuesta nuestra, se elaboró el Plan de Paisaje Industrial, que se ha presentado hace poco para recuperar Larrazabal o los suelos de La Basconia. La idea es optimizar el consumo de suelo y así que Basauri sea atractivo para las empresas que quieran venir o que quieran ampliar su espacio.

Dentro del Plan General también solicitáis un nuevo Plan de Movilidad. Se está trabajando con el que se elaboró en el año 2005, antes de la llegada del metro y de la crisis. Creemos que es fundamental realizar uno nuevo para que se vean las necesidades actuales del municipio. También consideramos muy necesario que se integre en el plan San Fausto 20-22, ya que la zona está en un limbo urbanístico. Sin olvidar Kareaga Goikoa 1,5 y 7, que necesitaría un impulso a través de una modificación puntual, porque todavía no se sabe cuando se aprobará definitivamente el plan y esa zona necesita regenerarse cuanto antes. Lo mismo ocurre en la zona de Larrazabal.

¿Cómo resumirías la legislatura que termina? Me he reunido con muchas asociaciones, reflejando la sensación de compromiso que tenemos con la ciudadanía y con lo que piden. Un ejemplo claro es el del apantallamiento acústico del barrio de El Kalero y de San Miguel para amortiguar el ruido de los trenes, lo que supondría una inversión de 1 millón de euros aproximadamente. Alfonso Alonso se reunió en su día con los vecinos y se comprometió a dicho apantallamiento, pero luego entró en el Congreso Pedro Sánchez y se quedó el tema paralizado. No obstante, Leopoldo Barreda ha preguntado en el Congreso sobre esta cuestión hace unos días, a ver qué determinación van a tomar desde el Partido Socialista.

¿Qué logros se han conseguido desde el Partido Popular? Entre otras cosas, también destacaría que el alojamiento dotacional de San Miguel es para jóvenes gracias al PP. Asimismo, hemos logrado que el contrato de luz se licitara de forma conjunta para todos los organismos autónomos, porque antes cada uno era independiente. Esta unificación ha supuesto un ahorro bastante importante en los gastos de los consumos de luz.

Grabiel Rodrigo durante la campaña de las elecciones municipales de 2015 / Bidebieta

¿Algunas cuestiones que se hayan quedado en el tintero y os hubiera gustado sacar adelante? Por ejemplo, intentamos declarar La Basconia como bien de interés cultural y en general, revisar y poner en valor el patrimonio municipal. Asimismo, presentamos en su día un plan integral para personas en riesgo de exclusión social, pero no salió adelante. Durante esta legislatura también hemos propuesto la elaboración de un censo de naves industriales, las juntas de barrio, el pago de impuestos a la carta, o la colocación de placas en recuerdo de las víctimas del terrorismo en Basauri.

¿Y cómo valorarías la gestión del equipo de gobierno? Todos los proyectos que han salido adelante vienen realmente de atrás, de equipos de gobiernos anteriores. El único propio sería el PERU. Así que este alcalde va a pasar a la historia por tirar 5 millones de euros a la basura por el Plan de San Fausto-Bidebieta-Pozokoetxe. Quizá no era posible recuperar todo, pero sí igual una parte si se hubiera renegociado el convenio con Bilbao Ría 2000. Ahora además se suman los intereses. Al final, el pueblo está igual que hace tres años y medio. Como concejal, me lo pateé todo al principio de la legislatura y ahora no veo ningún cambio. Lo que ha ocurrido es que en Basauri se ha priorizado la cultura y se han olvidado de la gestión urbanística.

Ahora trabajas a tiempo completo y además eres un solo concejal. ¿Cómo compaginas ambas actividades? La única fórmula es saber aprovechar el tiempo, a lo que quizá me ayude el hecho de tener experiencia en el ámbito municipal y tener un Master en Urbanismo. Aunque también estoy escribiendo un libro. Por lo que al final en los últimos meses le estoy dando menos “guerra” al alcalde de la que le daba antes.

¿Volverás a ser candidato en mayo de 2019? Todavía no lo sé. Yo le he dicho al partido que estoy a su disposición, como siempre lo he he hecho. Basauri es un municipio que me gusta y estoy encantado con su gente y con las asociaciones vecinales, me llevo muy con ellas y con todas he estado muy bien. Creo que aún queda mucho por hacer aquí, pero lo que más me gustaría sería rematar el tema de las pantallas acústicas. Yo no me querría ir de aquí, en el caso de que me fuera, sin dejar ese tema cerrado. En enero probablemente se sabrá si repito como candidato.

Algunos partidos ya han presentado sus candidaturas para la alcaldía y cambiarán muchas caras. ¿Crees que será bueno para Basauri? Bueno, las razones de los cambios parecen muy diferentes. Busquet lo deja porque lleva 8 años y creo que el nuevo candidato, Asier Iragorri, sí puede darle más talante al PNV, no creo que sea tan hostil como lo ha sido Busquet al menos con mi partido. Luego en el PSE ha sido como consecuencia de unas primarias, así que todavía esta por ver qué cambios traerán y si serán positivos. En cuanto al PP lo de ideal sería conseguir un segundo concejal y así podríamos hacer más cosas por Basauri, porque lo que no se ha hecho es una cuestión de falta de tiempo. En las pasadas elecciones nos quedamos a falta de 80 votos, así que nunca se sabe.

Arriba