Galdakao

Galdakao insiste al Gobierno vasco en instalar un radar en la N-634 ”antes de que haya muertos”

Tráfico argumenta que el tramo “no cumple los requisitos necesarios” para tener un medidor de velocidad. Durante los últimos cuatro años, ‘la curva de Ibaizabal’ ha provocado más de cincuenta accidentes.

Una vez más, las negociaciones entre el Gobierno vasco y el Ayuntamiento de Galdakao no llegan a buen puerto. El Consistorio solicitó en 2007 la puesta en marcha de una radar en la N-634 a su paso por el municipio, pero el Gobierno vasco ha desestimado la solicitud porque “no cumple los requisitos necesarios”. La conocida como ‘curva de Ibaizabal’ -un tramo de 900 metros cercano a la principal entrada al municipio con una limitación de 50 km/h- es uno de los puntos negros en Galdakao.

UNA MEDIA DE 14 ACCIDENTES AL AÑO

El Ayuntamiento solicitó en septiembre de 2007 la instalación de un radar fijo en el tramo de la carretera N-634, argumentando que “se han registrado una media de 14 accidentes al año, más de 50 accidentes de diversa consideración durante los últimos cuatro años”. Ante la falta de respuesta, el Consistorio insistió con la solicitud y optó por hacer mediciones de velocidad con un radar móvil adquirido por la policía municipal. Este radar confirmó los datos al comprobar “en un sólo sábado que más de 48 vehículos doblaron la velocidad máxima de 50 km/h”. El pasado 19 de febrero, en respuesta a la petición de 2007, el Gobierno vasco declaró que la solicitud no especifica las “velocidades medidas en el tramo” y que “no queda claro si el alto índice de accidentes se solucionaría con la instalación de un radar fijo.

Ante la desestimación de la Dirección de Tráfico del Departamento de Interior, Joseba Escribano, alcalde de Galdakao, ha pedido al Gobierno vasco que “reconsidere su posicionamiento, ya que el número de accidentes no hace más que aumentar, y lo que nos parece claramente cuestionable es que uno de los ‘requisitos’ a cumplir tenga que ser que haya muertos para que se tome en consideración y prospere nuestra solicitud”. La nueva solicitud del equipo de gobierno local adjunta también las firmas recogidas por vecinos y vecinas de la zona.

Arriba