Basauri

Iñaki Camarero: “El deporte escolar es una necesidad física y psicológica para nuestros pequeños”

iñaki camarero bsk saski
Los entrenamientos federados comenzaron hace dos semanas / Cedida

Más de 500 clubes vascos conforman la plataforma Bultza Kirola, que reivindica el deporte escolar como una “actividad esencial” y que pide que se retomen los entrenamientos de los más pequeños cuanto antes. Hablamos con el basauritarra Iñaki Camarero, presidente del club de baloncesto BSK Basauri Saski, también adherido a la plataforma y que nos desgrana las consecuencias para los chavales del parón provocado por la pandemia del coronavirus.

¿Cuál es el objetivo de la plataforma Bultza Kirola de la que forma parte BSK Basauri Saski? La idea es reivindicar el espacio de deporte como algo seguro sanitariamente y necesario física y psicológicamente para nuestros pequeños. Un amigo tiene un chaval de 16 años y otro de 10 y el pequeño no entiende que su hermano esté entrenando y él no. Comprendo que las administraciones tienen que poner líneas rojas, pero hay algunas que son difíciles de explicar. Si hay algo que no entiende un niño, es que está mal explicado. Esta máxima se utiliza por parte de los entrenadores, y en este caso también aplica.

¿Qué acciones se plantea la plataforma en el futuro? El pasado 26 de diciembre se organizó una concentración en Bilbao, para reivindicar que el deporte escolar es una actividad esencial. Como no se pueden hacer grandes concentraciones dadas las circunstancias, estaremos donde se nos demande por parte de la plataforma, siempre cumpliendo la normativa. Y sobre todo, en cuanto se pueda, retomaremos los entrenamientos de la mejor manera posible.

bultza kirola plataforma

Concentración en Bilbao de la plataforma el pasado 26 de diciembre / Bultza Kirola

¿Qué respuesta os están dando desde las instituciones? No sé muy bien porque están permitidos los entrenamientos federados y no los de deporte escolar, aunque entiendo que puede ser para que no haya tanta movilidad… También hay que romper un lanza en favor de las instituciones. La verdad es que no me gustaría estar en el pellejo de las personas que tienen que tomar decisiones en este momento, porque las tome como las tome, se va a equivocar y no va a ser del agrado de los que se quedan fuera. Exactamente igual que como ocurre en la hostelería y en otros sectores económicos.

¿Qué sensaciones os transmiten los chavales? Ellos tienen ganas de hacer cosas. De hecho, los entrenamientos de los federados están a tope, se entrena más que cualquier otra Navidad. Es lógico, porque han perdido mucho tiempo y ahora que pueden lo quieren aprovechar al máximo. En ese sentido es un momento muy bueno para fomentar la afición por el baloncesto y por el deporte en general.

¿Qué consecuencias crees que puede tener este parón para los más pequeños? Hay gente que considera que los chavales pueden hacer deporte por su cuenta. Pero yo por esos no me preocuparía. A mí los que me preocupan son lo que están en casa y no se están moviendo. Porque van a tener más difícil reengancharse al hábito deportivo. Además, para ellos practicar deporte supone algo muy importante: socializar, estar, compartir… Todo lo que no hemos tenido durante mucho meses.

Hace un par de semanas BSK retomaba los entrenamientos de los equipos federados. ¿Cómo ha sido el regreso? ¿Cómo se plantea la temporada? Han vuelto con muchas ganas y ya les ha entrado el ‘gusanillo’ de competir. En principio estamos a la espera de lo que decida el LABI a principios de enero con respecto a las competiciones. La verdad es que los entrenamientos han sido muy agradables y emotivos, por volvernos a ver y estar otra vez juntos, que lo echábamos mucho de menos.

Arriba